Investigadores británicos recomendaron que deseen dejar de fumar transición a los cigarrillos electrónicos. En su opinión, los fumadores, colocados sobre los cigarrillos electrónicos, no vale la pena preocuparse acerca de su seguridad.

El real colegio de médicos observa que el uso de los cigarrillos electrónicos ha ayudado a deshacerse de la costumbre, miles de fumadores.

También de científicos británicos consideraron infundadas preocupaciones, que la fascinación de cigarrillos electrónicos puede convertirse en adicción a la del tabaco.

En el ministerio de salud, sin embargo, creen que para la evaluación de los riesgos potenciales del uso de los cigarrillos electrónicos es necesario realizar más estudios.

En 2015, el británico, el ministerio de salud le pidió a un grupo de expertos a analizar los datos disponibles acerca de los pros y los contras de cigarrillos de inhaladores. Entonces, los expertos llegaron a la conclusión de que los cigarrillos electrónicos en un 95% menos perjudiciales para la salud, que los tradicionales.